Excursión por la Costa Dorada: desembocadura del Gaià hasta Tamarit

  • Punto de inicio: Plaça de la Portalada, carretera N-340. Altafulla (Tarragona). Cómo llegar (Google Maps).
  • Distancia: 3,44 km.
  • Tiempo: 1 h 45′.
  • Ruta circular.
  • Wikiloc.
  • Dificultad: fácil.

Os propongo una excursión en Altafulla, por uno de los rincones más bonitos de la Costa Dorada: la playa de Tamarit en la desembocadura del río Gaià. Para llegar hasta los pies del Castillo de Tamarit, existe un sendero paralelo al río. Una excursión fácil para hacer con niños puesto que no tiene nada de desnivel. Por ello también es posible hacerla en bicicleta.

Para llegar al Castell de Tamarit, hay varias opciones. Nosotros escogimos aparcar en Altafulla y seguir un camino entre campos de cultivo para lugar seguir por otro sendero paralelo al río. Podéis aparcar en la Ronda d’Altafulla o cerca de la Plaça de la Portalada, donde hay un parque infantil. El camino sale de la N-340, entre la rotonda de la Ronda d’Altafulla y la de la calle dels Traginers.

Plaça de la Portalada.

La excursión empieza en un camino de tierra que va a parar a una carretera en construcción, paralela a la N-340.

Inicio de la excursión.

Debéis seguir por el camino, curioso porque está cercado por murallas de piedra. Se le conoce como Camí de Cametes. Más adelante se cruza por debajo de la vía del tren.

En esta excursión se hace un trayecto de la conocida como Ronda verde del Baix Gaià, una red de caminos que pasa por colinas, campos de cultivo y urbanizaciones, todo perfectamente señalizado.

A lo lejos se divisa el Castell de Altafulla, una fortaleza de 1059 de titularidad privada. Por lo que he podido averiguar, antes no se podía visitar pero por fin han conseguido que abra sus puertas el primer martes y el último sábado del mes, dentro de las visitas guiadas que organiza el Ayuntamiento de Altafulla. Pero hay que tener en cuenta que solo se podrá entrar cuando los propietarios no estén, por lo que ni en verano ni en Semana Santa se podrá visitar.

Castell de Altafulla.

En la bifurcación de la fotografía tomamos el camino de la izquierda, que pasa por el lazo izquierdo del río Gaià.

El camino va a parar a la playa de Tamarit y a la desembocadura del río Gaià. Nosotros fuimos una tarde de verano y había mucha gente en la playa. Pero seguramente si vais en otoño o invierno, encontraréis la playa vacía y perfecta para sacar mil fotos.

El Castillo de Tamarit es en realidad un pueblo amurallado del siglo XI. Es de titularidad privada y en él se organizan bodas y eventos, como la boda del futbolista Andrés Iniesta. No se puede visitar por libre, pero si estás alojado en el Camping Tamarit Beach Resort, podrás apuntarte a las visitas guidas pagando solo 4€ los adultos y 2€ los niños. En el Facebook del camping aparece la información.

Al otro lado de la playa se ve el faro de Torredembarra, el último que se construyó en España y que se puede visitar reservando en su web. No recomiendan la visita para niños menores de 10 años.

A la izquierda de la foto se ve el faro de Torredembarra.

El camino de vuelta se puede hacer por el mismo sitio o bien coger el sendero por el otro lado del río Gaià y que va paralelo al cámping. El cámping tiene el restaurante Brisa y un chiringuito a pie de playa. Aquí se rodó una escena de Master Chef Celebrity.

Pineda al lado del cámping.

Por este camino se pasa por delante de l’Hort de la Sínia, un centro de educación ambiental que realiza talleres y visitas guiadas el último domingo de mes. También se pueden visitar las tortugas que tienen en su centro.

El sendero es muy bonito, con vegetación típica del bosque de ribera. El camino es recto, ignorando los senderos de la derecha puesto que volveríamos al camino de ida. Se cruza otra vez por debajo de la vía del tren y se sigue las indicaciones hacia la riera del Gaià.

Se pasa por delante de las acequias del Gaià, dos construcciones del s. XVIII.

Mina del sifón.

El camino se adentra por un bosque espeso y pasa por debajo de un túnel de una carretera. Salimos del bosque y vamos a parar a una pista

En la bifurcación de la foto, debemos coger el desvío de la derecha y cruzar el puentecillo de madera. Si siguiéramos recto, como nosotros hicimos por equivocación, iríais a parar al Castell de Ferran.

El camino pasa por huertos hasta que volvemos a coger el camino de ida.

Es una excursión muy agradable y amena, ya que se pasa por bosque, campos de cultivo, se cruzan túneles y se llega a la playa. Y bastante sombreada si vamos en verano.


Qué ver en Altafulla

Más actividades y sitios para visitar en Tarragona

2 comentarios

  1. Bonica excursió per fer en bicicleta amb familia. Es curta, fàcil i divertida per fer amb nens a partir de 6 anys.

    1. Moltes gràcies pel comentari! A nosaltres ens va sorprende molt positivament aquesta ruta, tant a prop de la platja i amb tanta vegetació

Deja un comentario